21 . 9 . 2020

AMOR INCONDICIONAL ¿AMAR HASTA QUE DUELA?

“ Amor incondicional ” ¿Amar hasta que duela? 

Todos hemos oído “ este tipo de amor” asociado al amor que se siente por un hijo.

¿Pero,  y el amor que sientes hacía tu pareja, es o debería ser incondicional?

La palabra incondicional está formada por raíces latinas y significa “relativo a no tener restricciones ni delimitaciones”. O lo que es lo mismo “ que es absoluto” y no admite condiciones ni límites.

Se trataría de un amor cuyo significado se traduce en amar sin esperar nada a cambio, y nada es nada…

Aunque pueda sonar bucólico, romántico o incluso generoso, este tipo de amor en la realidad puede poner a la persona que lo practica en una situación de sufrimiento e indefensión total.

Y es que es lógico, si todo vale, entonces no hay una línea marcada que defina si la relación, si el vínculo amoroso es saludable o si por el contrario puede resultar dañino e insano.

Una relación entre iguales

Una relación de pareja es una relación entre iguales que precisa de un equilibrio entre lo que uno pone en juego, lo que entrega por una parte, y lo que recibe del otro por la otra. Una relación entre iguales debe respetar los valores de cada individuo, su esencia y todo aquello que sea relevante o determinante para el bienestar individual de cada miembro.

Si no respetamos este equilibrio, es muy probable que la relación se rompa. Si uno da mucho o todo sin esperar nada a cambio y el otro se niega a dar o a recibir lo que le dan, el bienestar, el convivir y la continuidad en la relación se pone en peligro.

Suena muy bien pero es poco realista

El amor incondicional no sólo ha sido la trama central de infinidad de películas y novelas, sino que se ha considerado como “ el amor verdadero” , se nos ha recordado que es un amor ajeno a lo que la otra persona te de, que es un amor del todo altruista y que “ tan sólo existe” , que no es necesario que la otra persona se gane ese sentimiento”. Un amor puro y generoso.

Y en parte es cierto, el amor incondicional existe en cada uno de nosotros y es parte de nuestro ser más profundo. Pero debe ser sin condiciones para que sea válido?

Es más sencillo entenderlo desde los padres a los hijos, pues se aman sin esperar nada a cambio, pero incluso así necesitamos como padres tener una convivencia con los hijos dónde haya armonía y también recibamos su afecto.

Y por supuesto en estas relaciones es igual de necesario el establecer límites en las actitudes y comportamientos ya que sólo así lograremos  que en un futuro lleguen a ser adultos emocionalmente sanos.

Debe haber ciertos límites por tanto ,que aseguren que no se toleran comportamientos dañinos por mucho amor que le tengan unos padres a sus hijos.

Así suele ser el amor incondicional…

  • Asimétrico: Dar todo a cambio de nada desemboca en una relación descompensada dónde uno de los miembros suele relajarse y no hacer nada ( porque no tengo que hacerlo para ganarme su amor, ya lo tengo) y el otro acaba por generar una dependencia emocional
  • Falsas expectativas: El amor es real y existe , pero debe ser condicional para que exista el necesario equilibrio entre las partes. De lo contrario estaremos viviendo en una falsa realidad creada por nuestra mente. Al rededor del amor incondicional se han creado mitos y creencias del tipo ” amor romántico e incluso trágico” alimentadas por la sociedad, literatura, cine etc.
  • Las consecuencias no importan: Claro que importan, y los errores y las decepciones. Un amor sin condiciones “ aprueba cualquier acción del ámbito que sea y de la gravedad que sea.

La otra cara de la moneda. Así debería ser…

Puedes llamarle amor incondicional pero observa las diferencias:

                                                                                                                                                                                                                                                    El amor incondicional debe empezar por uno mismo. ¿ Cómo dar a los demás lo que tu no tienes?  Primero debes amarte a ti, de igual forma que amas a los demás. Aceptarte tal cual eres, amarte tal cual eres.

Así debería ser…

Puedes no entenderle, pero respetarle. Puedes escucharle sin juzgarle, puedes ceder sin anularte. Si alguna vez has sentido algo parecido, sabrás que es una conexión maravillosa de un amor enorme, inmenso, pero inteligentemente condicional.

Amar desde el respeto, desde la aceptación, desde dejar que los demás sean como son, sin imponer nuestros criterios, dar la libertad al otro y seguir amando.

Y aquí está justo la otra cara de la moneda y vuelvo al AMA HASTA QUE DUELA, pero de una forma muy distinta: amar desde la libertad absoluta a que el otro sea como quiera ser. Amar aceptando lo que hay e incluso dejando ir a la persona amada si crees que en cualquier otro lugar estará mejor. Ese es para mi el amor consciente, incondicional y verdadero, pero precisamente porque no hay condiciones a tu ser: TE AMO COMO ERES.

¿Y tú? ¿Te atreves a amar hasta que duela?….

Atrae el Amor a tu vida

Compártelo